Balance 2014, Valió la pena?

El éxito de un hombre no se mide por sus triunfos, si no por la capacidad de sobresalir ante los fracasos. Jorge Vidaurreta

Balance 2014Está próximo a terminarse el año 2014 con logros positivos y no muy positivos para cada uno de nosotros en los diferentes aspectos de la vida (personal, familiar, social, humanístico y trascendental). Es tiempo de llevar a cabo el balance o seguimiento de nuestros sueños, metas y objetivos que nos propusimos llevar a cabo. Nos daremos cuenta con absoluta conciencia que cumplimos y que no. Pero no es para preocuparnos, ya que este proceso de crecimiento, es un incentivo para poder hacernos seguimiento y detectar nuestras fortalezas y nuestras debilidades.

Se dice que un porcentaje muy reducido de personas lleva un proyecto de vida escrito y estructurado de metas en la vida. Muchas veces por ignorancia, pereza o por miedo a no cumplirlas y sentirsen frustradas. No hacerlo genera comodidad pues no nos preocupa tener que medirnos a nosotros mismos. Independiente de los resultados es recomendable tomar acción, es decir hacerlo.

El conjunto de metas, sueños, objetivos, como se quiera llamar es el mapa de navegación hacia nuestro futuro y lo que queremos llegar a ser. Sin mapa simplemente no tenemos punto de partida ni de llegada. Por tal motivo, las metas deben ser escritas con absoluta claridad, de forma que nuestra mente pueda visualizarlas sin mayor complejidad.

Quienes escriben sus planes y metas dan testimonio del efecto y su materialización. Sin importar si se cumplen o no es un excelente ejercicio. El hecho de no lograrlas, en ningún momento debe considerarse un fracaso, pues como lo expresa Anthony Robbins el coach más famoso del mundo: “El fracaso no existe, existen resultados esperados y no esperados”. Los resultados adversos no cambian nuestra esencia, ya que seguimos siendo seres valiosos, íntegros, poderosos. Nos mueven día a día deseos ardientes de éxito, excelencia  y mejoramiento, motivados por nuestros sueños más nobles.

El camino diario de la existencia humana genera o no nuestra felicidad. Es cada paso, cada momento, cada día. Como dice la canción “La vida es una y es un carnaval”. Hay que disfrutarla, es demasiado corta para ir aburridos, ansiosos, preocupados. Pasa en un abrir y cerrar de ojos.

El tiempo se ha convertido en una ilusión. El pasado es un archivo o recuerdo inexistente, el futuro es una esperanza también inexistente. Solo tenemos un escaso lapso de tiempo llamado presente y que podemos vivir con alegría, “si queremos”. No tenemos más. Es lo más valioso del momento para compartir. Navidad la época más alegre del año es para eso. Para vivirla, para estar agradecidos, para dar. Si podemos dar algo, un regalo, un juguete a alguien que lo necesite realmente habremos cumplido en parte nuestra misión.

Se termina 2014 con resultados esperados y no esperados. Viene 2015, sin duda será un año mejor si programamos nuestro cerebro hacia la felicidad, prosperidad, salud y bienestar. Se habla mucho de que somos lo que somos a causa del lenguaje y uso de nuestras palabras, así como de lo que pensamos y sentimos continuamente. Podemos tener momentos de dificultades, de pruebas fuertes, de retos,  pero si tenemos claras las metas y objetivos, los obstáculos y tormentas simplemente pasarán, para darnos una lección de aprendizaje valiosa que nos convertirá en mejores seres humanos.

Que 2014 termine con los mejores deseos y 2015 llegue a sus vidas lleno de bendiciones. Feliz navidad y próspero año.

.

Aldo Alexander Castillo

Inversionista y Conferencista en Finanzas Personales

Economista – Especialista en Finanzas

Share Button

Comentarios

Balance 2014, Valió la pena? — 8 comentarios

  1. Hola primo. Muy apropiado para la hora de hacer el P&G de fin de año, el proyecto de vida debe ser un tema imprescindible en cada individuo, asi como en las organizaciones la planeacion es una herramienta de primer orden para su direcciomiento. Felicitaciones Aldo, una feliz navidad y prospero año nuevo 2015.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *