10.000 horas

“Una onza de práctica vale más que mil toneladas de predicación”. Gandhi

Neymar Jr. of F.C.Barcelona celebrating his goal, during F.C.Barcelona vs Sporting Spanish League match, April 23, 2016 in Barcelona, Spain. (Photo by Joan Cros/NurPhoto via Getty Images)

Se dice que el mundo real está lleno de personas extraordinarias, promedio y regulares. A veces nos preguntamos por qué a muchos les sonríe la vida, les va tan bien, son imanes del éxito, obtienen lo que quieren. Muchas veces en contraposición a lo nuestro, donde a pesar del esfuerzo nuestros sueños simplemente no se materializan. Hacemos comparaciones  y “en ocasiones envidiamos” el éxito de otros. Si es de nuestros pares se incrementa.

Pero no hay nada esotérico o misterioso. Simplemente se trata de estrategias, tácticas o procedimientos desarrollados por estas personas “fueras de serie”. Basta leer dos autores de talla mundial quienes han decantado algunos secretos, focalizados en la teoría de las famosas 10.000 horas de práctica.

Malcom Gladwell afirma en su libro Los fuera de serie, aquellos que llegan a la cima del éxito en los negocios, los deportes, la música, quienes han tenido que pagar un alto precio, que los diferencia de los demás. Son jugadores de talla mundial que obtuvieron el Éxito (E) mediante el desarrollo de su Talento (T) y Preparación (P). Crea una ecuación E = T + P. Simple aritmética. Estas personas dedicaron en su vida más de las 10.000 horas para obtener sus logros.

Encontramos en este recorrido muchos ejemplos. Neymar el jugador más caro del fútbol mundial; Usaín Bolt el hombre más veloz del mundo, Cristiano Ronaldo el deportista mejor pagado según Forbes https://www.forbes.com.mx/cristiano-ronaldo-repite-atleta-mejor-pagado-del-mundo-2017/; Bill Gates quien al retirarse de Harvard aún adolescente ya había superado las horas requeridas en programación de software, Warren Buffet quien empezó a invertir a los once años, Leonel Messi, Roger Federer, Jeff Bezos de Amazon, Mark Zuckerberg de Facebook, etc. Acá también caben los grandes líderes en la ciencia, la política, la literatura, la espiritualidad. Un denominador común de estos personajes: miles y miles de horas de práctica. Esfuerzo, dedicación, pasión, adversidades, fracasos. Un sueño: triunfar.

Robert Green en su libro Maestría aborda el tema focalizado en tres pilares: Observación profunda; adquisición de habilidades; y experimentación. Concuerda con Gladwell en llegar a la excelencia, a la maestría, a ser un fuera de serie. A ser diferente de los promedios en lo que nos han encasillado. A tomar las riendas de nuestro destino para alcanzar la cima. No necesitamos ser genios o superdotados. Sólo descubrir nuestros talentos y desarrollarlos al máximo potencial.

A la larga, nuestra vida se deriva del tamaño de nuestros sueños. El futuro y horizonte dependen de lo que hagamos hoy. Muy importante para este proceso, rodearnos de las personas claves; mentores, guías, modelos a seguir que nos puedan inspirar, enseñar y motivar con “su ejemplo y resultados”. No tanta teoría. Que sean un referente de confianza, honestidad e integridad. Sin duda hay muchos disponibles. El secreto: encontrarlos.

Una pregunta necesaria: ¿Cuántas horas acumuladas llevas a lo que más te apasiona en la vida? Puedes estar cerca de la cifra mágica, y posiblemente, no te has dado cuenta.

.

Aldo Alexander Castillo

Inversionista y Conferencista en Finanzas Personales

Economista – Especialista en Finanzas – Diplomado en PNL

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *